Lengua y literatura inglesa

¿Dónde se obtiene información sobre cursos de inglés?

En la sede del British Council de su país de residencia o del Reino Unido hallará una lista de institutos privados de idiomas, reconocidos por el British Council. El British Council también publica boletines del Servicio de Información sobre Estudios de Inglés (ESIS) referidos al aprendizaje del idioma.British Council
Marcelo T. de Alvear 590, piso 4, C1058AAF Buenos Aires
Tel: 005411 4311 7519/9814 Fax: 005411 4311 7747
E-mail: info@britishcouncil.org.ar
Internet: www.britcoun.org.ar
BASELT (Asociación Británica de Enseñanza Pública de Inglés) publica una guía que brinda detalles de los cursos de inglés que se ofrecen en todo el Reino Unido.

BASELT
Cheltenham International Language Centre, Frances Close Hall, Swindon Road, Cheltenham GL50 4AZ
Tel: 00441242 532925 Fax: 00441242 435926
E-mail: cilc@chelt.ac.uk
Internet: www.chelt.ac.uk/ie/cilc

¿Por qué hay diferentes acentos de inglés?

La mayoría de los británicos son capaces de reconocer el origen de una persona por su acento. Cada región tiene una particular forma de pronunciar las palabras y oraciones de la lengua, que identifica al hablante con dicha zona geográfica. Las diferencias surgieron durante la Edad Media, cuando el inglés se hablaba de varias maneras distintas. Había un inglés del norte (surgido del Inglés Antiguo de Northumbria), un inglés del centro-este y centro-oeste (derivado del Inglés Antiguo de Mercia), un inglés del sudoeste (Sajón Occidental), y un inglés del sudeste (de Kent).Después del 1500, el inglés hablado en Londres creció progresivamente hasta convertirse en la lengua predominante, y hoy día el acento londinense o sureño habitualmente es reconocido como el inglés oficial. A veces se lo denomina “inglés de la BBC”, ya que en una época era el inglés que se exigía a todos los locutores de la radio y televisión de la BBC.

Los acentos regionales han subsistido y se han diversificado con el correr de los siglos. En la actualidad, identificar un acento permite determinar de qué parte del Reino Unido proviene el hablante, por ejemplo, del oeste o del sur de Gales, o incluso precisar de qué condado o ciudad es oriundo, ya que existen los acentos de Liverpool, Glasgow o Yorkshire.

Si bien el inglés oficial fue alguna vez la lengua exigida para hablar en público y para las emisiones radiales y televisivas, hoy día los acentos regionales están ampliamente difundidos en radio y televisión.

¿En qué consisten las rimas de la jerga “cockney”?

Los genuinos hablantes de la jerga cockney provienen de una parte muy pequeña de Londres. De hecho, sólo los nacidos dentro del radio de sonoridad de las Bow Bells, las campanas de la Iglesia de St Mary-le-Bow en la City londinense, pueden considerarse cockneys por tradición. Pero en realidad, el corazón del barrio cockney es una zona de clase obrera situada en el este de Londres. Al igual que muchas otras comunidades pequeñas, los “cockney” tenían un gran número de palabras y frases de significado especial para ellos, pero esto fue llevado al extremo ya que directamente inventaron un nuevo dialecto compuesto por rimas – el “rhyming slang”, que ha estado en vigencia desde mediados del siglo XIX. En lugar de utilizar una determinada palabra, se emplea una frase que rime con esa palabra. Por ejemplo, en lugar de “stairs” (escaleras), se dice “apples and pears” (manzanas y peras), ya que “pears” rima con “stairs”; en vez de “phone”, se dice dog and bone”; en lugar de “word”, “dicky bird”, etc. Para confundir todavía más a quienes desconocen la jerga, la parte que rima de la frase con frecuencia se omite. Por ejemplo, “boots” se dice simplemente “daises” en lugar de “daisy roots”. Algunas personas se quejan de que la jerga con rimas se emplea sólo para que el cockney goce de una injusta ventaja sobre el extranjero: cuando el artero cockney detecta un extranjero que trata de escuchar o que formula una pregunta, pasa rápidamente a hablar en rimas para que el extranjero no pueda entender lo que dice. No obstante, hay muchas expresiones coloquiales que derivan de estas rimas y han sido oídas hasta en el Parlamento, como por ejemplo “let’s get down to brass tacks”, que significa “let’s talk facts” (vayamos a los hechos).

¿Quiénes son los escritores británicos más célebres?

El dramaturgo William Shakespeare (1564-1616) y el novelista Charles Dickens (1812-1870) siguen siendo dos de los autores británicos más populares y renombrados en todo el mundo. Además de haber escrito 35 obras de teatro conocidas, Shakespeare escribió 154 sonetos y también desempeñó pequeños papeles como actor en sus propias obras. Por ejemplo, se sabe que actuó como fantasma en “Hamlet”. Entre sus obras más conocidas, figuran: “Romeo y Julieta”, “El Rey Lear”, “Hamlet” y “Sueño de una Noche de Verano”. Dickens se inició como escritor siendo periodista, y todas sus novelas fueron publicadas primero en revistas, en forma episódica. Muchas de sus obras ponen de relieve la injusticia de las instituciones sociales del siglo XIX y las desigualdades entre ricos y pobres. Entre sus obras más famosas figuran “Oliver Twist”, “Un Cuento de Navidad” y “David Copperfield”. Las novelas de Jane Austen (1775-1871) son conocidas por la sutileza de sus observaciones y su ironía, así como también por sus agudos retratos de la vida de la clase media provinciana a principios del siglo XIX. Sus obras más conocidas son “Emma”, “Orgullo y Prejuicio” y Sensatez y Sentimientos”, todas ellas llevadas al cine y a la televisión, donde fueron aclamadas por la crítica.Las hermanas Bronte, Charlotte (1816-55), Emily (1818-48) y Anne (1820-49) fueron tres talentosas novelistas del siglo XIX cuyas obras se han convertido en clásicos. Charlotte es célebre por “Jane Eyre” y Emily por “Cumbres Borrascosas”, ambas novelas protagonizadas por heroínas de gran fortaleza e independencia.

Muchas obras distinguidas de ficción contemporánea han sido galardonadas con el Premio Booker que se otorga anualmente a la mejor novela publicada en el Reino Unido. Las novelas deben estar escritas en inglés por un ciudadano británico, o bien de la Comunidad Británica (Commonwealth) o la República de Irlanda. El ganador del Premio Booker en 1999 fue J.M. Coestzee por su novela “Disgrace”.

Bernice Rubens es una escritora judío-galesa criada en Cardiff, que ha recibido la aclamación de la crítica por sus novelas. James Kelman, nacido en Glasgow, es un prominente autor contemporáneo escocés, cuyas obras hacen resonar la rítmica del dialecto hablado en Glasgow. Actualmente, quien hace furor entre niños y adultos por igual es el joven mago Harry Potter, la creación de J.K. Rowling.

Uno de los más célebres poetas ingleses se destaca por el hecho de que sus obras han sido permanentemente transcriptas, publicadas, leídas y comentadas desde su muerte. El hecho de que haya vivido hace más de 600 años no es menos destacable. Se trata de Geoffrey Chaucer (aprox. 1345-1400). Su obra más conocida es “Los Cuentos de Canterbury”, una colección de historias contadas por un grupo de peregrinos camino al santuario de Santo Tomás Beckett en Canterbury. La tumba de Chaucer se encuentra en la Abadía de Westminster.

Un poeta humorístico de la actualidad es Benjamin Zephaniah, cuya poesía recorre diversas temáticas contemporáneas en mayor o menor profundidad. Es muy conocido por sus actuaciones en vivo.

El poeta londinense Andrew Motion sucedió a Ted Hughes como Poeta Laureado (poeta oficial) en 1999. El Poeta Laureado es un miembro de la Casa Real nombrado por Orden Real, que compone odas para conmemorar celebraciones de Estado. La designación del Poeta Laureado data de la época del Rey Jacobo I (1603-1625). El poeta del romanticismo William Wordsworth (1770-1850) fue Poeta Laureado de 1843 a 1850.
Otro popular poeta contemporáneo es Seamus Heaney, nacido en Irlanda del Norte. Sus primero poemas reflejan la vida y el trabajo rural en Irlanda y pueden hallarse en las colecciones “Death of a Naturalist” (Muerte de un Naturalista) de 1966 y “Wintering Out” (Invernar Afuera) de 1972. Su traducción del antiguo poema épico Beowulf ganó el premio Whitbread al Libro del Año en 1999.